Un policía fue asesinado a balazos e hirieron a otros tres durante un allanamiento

Un efectivo de la Policía bonaerense fue asesinado a balazos y otros tres resultaron heridos, este martes, al ser atacados con disparos de arma de fuego en un allanamiento realizado a una vivienda de la localidad bonaerense de Torres, partido de Luján, por un hombre que tenía pedido de captura desde mayo pasado por haber golpeado, amenazado y abusado sexualmente de su pareja.

El hecho ocurrió este martes cerca de las 10, cuando efectivos de la policía local realizaban un allanamiento en una casa de Blas Pascal al 900, situada en una zona rural de la mencionada localidad del partido de Luján, al norte de la provincia de Buenos Aires.

Fuentes judiciales y policiales informaron a Télam que todo comenzó cuando un hombre identificado como Hugo Jorge Javier Castro, de 35 años, era buscado desde el 5 de mayo último por orden del Juzgado de Garantías 2 de Campana, a pedido de la fiscal Irene Molinari, en el marco de una causa por violencia de género.

La representante del Ministerio Público había acusado a Castro por los delitos de «amenazas agravadas en concurso real con lesiones leves agravadas por el vínculo y género, en concurso real con el delito de abuso sexual con acceso carnal agravado por el uso de arma y privación ilegal de la libertad agravada en concurso real entre sí», en perjuicio de su ex esposa.

Las fuentes indicaron a Télam que este martes los efectivos determinaron que el prófugo podía estar en una casa de la localidad de Torres y, al iniciarse el procedimiento, fueron recibidos a tiros, por lo que se inició un enfrentamiento.

El oficial muerto

A raíz del hecho, un sargento de la Comisaría 3ª de Luján, identificado como Hernán Collrecibió dos disparos en el tórax y murió cuando era trasladado al hospital.

En tanto, el oficial inspector Gonzalo Núñez fue trasladado en grave estado con un disparo en el pecho y en las próximas horas iba a ser derivado al Hospital Churruca del barrio porteño de Parque Patricios.

Además, el teniente Víctor Hugo Díaz sufrió una herida de bala en una mano y el oficial Malcolm Neri Churquina una fractura de costilla producido por un impacto de bala en el chaleco, y están internados en el Hospital de Luján, aunque ambos están fuera de peligro.

Por su parte, el acusado de atacar a los policías, también fue herido a balazos en el tórax y el cráneo, tras lo cual fue trasladado al Hospital de Luján en estado crítico.

Los voceros añadieron que la Policía secuestró una pistola Bersa Thunder 9 milímetros que tenía un pedido activo de la Comisaría 9ª de San Isidro por robo del 18 de diciembre de 2011.

La fiscal María Laura Cordiviola, a cargo de la Unidad Funcional de Instrucción (UFI) 10 de Luján, estuvo en el lugar del hecho ordenando las primeras directivas y dispuso que las pericias sean realizadas por personal de Gendarmería Nacional Argentina (GNA).

Según el pedido de detención del Juzgado de Campana al que Télam tuvo acceso, la ex esposa de Castro declaró que hasta febrero mantuvo una relación con el hombre detenido, que ambos están casados y tienen seis hijos en común.

La ex pareja efectuó ese mes denuncias por la violencia que padeció por parte del hombre, el cual fue «excluído del hogar en el que residían juntos y se le ordenó una restricción de acercamiento, la que no habría cumplido, debido a que se presentó en varias oportunidades en su casa, portando un arma de fuego, con la cual la golpeaba y amenazaba».

Sin embargo, por temor a represalias, la víctima no lo denunció hasta que el 21 de abril «le produjo una lesión en la cabeza con un elemento duro», posiblemente con el arma de fuego que portaba, por lo que comenzó a sangrar.

De acuerdo a su testimonio, la mujer accedió «a tener relaciones sexuales por fuerza mayor,» para que Castro «no siga enojado y que no la golpeara y se tranquilice», pero luego de ello, el agresor que la había llevado a su casa, «bajo orden de este, la regresó a su vivienda».

De esta manera, la fiscalía solicitó la detención que fue avalada por el Juzgado de Garantías el 5 de mayo y que dispuso sendos allanamientos en dos domicilios ubicados en Rawson al 600 y Pueyrredón al 1500 de Campana, donde no fue localizado hasta que este martes fue encontrado en Luján.

Los comentarios están cerrados.