Después que se anunciara ayer el regreso a la fase 1 de aislamiento social, preventivo y obligatorio (ASPO) en Formosa, manifestantes se concentraron hoy en la casa de gobierno en rechazo a la medida tomada por Gildo Insfrán. La concentración derivó en una dura represión policial.

A partir de las 12 de ayer, caducaron todos los certificados de circulación y solo se permitirá transitar en la vía pública a los trabajadores esenciales. El anuncio de ayer se da luego de varias denuncias contra el gobierno provincial por la violación de derechos humanos en los centros de aislamiento.

Al grito de “Queremos trabajar” cientos de personas se movilizaron a la casa de gobierno, donde el reclamo derivó en un duro enfrentamiento con la policía, que lanzó gases lacrimógenos y disparó balas de goma contra los manifestantes. Minutos más tarde, las redes sociales se plagaron de mensajes sobre la situación que se vive en la ciudad capital.

“Formosa no tiene legitimación, el Presidente tiene que tomar medidas. Formosa está desbordada, acá no hay estado de derecho”, denunció Grabriela Neme, consejal de Formosa, quien asistió a la protesta y apuntó contra la represión policial.

“Tomaron esta medida por 17 casos”, señaló Celeste Ruiz Díaz, también consejal de Formosa al referirse a la medida implementada ayer por las disposición de las autoridades del Consejo de Atención Integral de la Emergencia Covid-19.

Mientras transcurría la protesta y comenzaba el duro enfrentamiento con la policía que reprimió a los manifestantes con gases lacrimógenos y balas de goma, el gobernador Gildo Insfrán inauguraba una sede del poder judicial y el instituto Santa Teresita, en el barrio Las Lomitas, según difundió el líder provincial desde su cuenta de Twitter.

En tanto, el ministro de Gobierno de Formosa, Jorge Abel González sí se pronunció al respecto y y apuntó contra los manifestantes. “Estamos teniendo una situación extraña, esto comenzó ayer cuando grupos de personas que no están de acuerdo con las políticas sanitarias que implementamos en esta ocasión en la Ciudad han llevado adelante manifestaciones violentas en el día de ayer, la Casa de Gobierno fue objeto de agresiones muy violentas de parte de los manifestantes, hoy el grupo era mayor”, sostuvo el funcionario.

LA NACION