El niño récord de 12 años que conquistó el título de gran maestro e hizo historia en el ajedrez mundial

Un nuevo prodigio acaba de escribir su página de gloria y sacudir las estructuras del historial del milenario juego. Un niño, Abhimanyu Mishra, nacido en Nueva Jersey, hace apenas un puñado de años, el 5 de febrero de 2009, se consagró hoy en el gran maestro más joven en los más de quince siglos de historia documentada que testimonian el paso del ajedrez. En el torneo Vezerkepzo GM Mix, disputado en Budapest y organizado por la federación húngara, a 9 ruedas y por sistema suizo (en cada jornada se enfrentan jugadores con igual o similar puntaje), consumó la hazaña de completar la performance exigida para la ansiada tercera y definitiva norma de gran maestro.

“Me siento feliz y aliviado de lograr esta hazaña”, soltó el pequeño Abhi (como lo llaman sus colegas) tras vencer en la última jornada, con piezas negras, a su rival indio, León Luke Mendonca, al cabo de 55 jugadas y algo más de 4 horas de juego.

La noticia que circuló con la velocidad de un rayo por las diferentes redes sociales, impulsada principalmente desde el territorio indio, llegó hasta oídos del ahora segundo gran maestro más precoz de este juego: “Sí es verdad que estoy un poco triste porque perdí el récord, pero al mismo tiempo sólo quiero felicitarlo y decirle que no hay problema. Espero que se convierta en uno de los mejores jugadores de ajedrez y que sea sólo el comienzo de una gran carrera. Le deseo todo lo mejor”, escribió el ucranio Sergey Karjakin, el ajedrecista que juega bajo bandera rusa, y que en 2016 desafió -sin éxito- al campeón mundial, el noruego Magnus Carlsen.

Existe dos requisitos esenciales para alcanzar el máximo título en el ajedrez: el jugador necesita poseer una puntuación en el ranking de 2500 puntos Elo y completar tres actuaciones (normas) con performance (puntuación) de un gran maestro.

Abhimanyu Mishra, en plena acción

Como consecuencia de la pandemia y de la ausencia de torneos presenciales en la mayor parte del planeta, el pequeño Abhi y su papá Hemant decidieron en abril emprender el riesgo de ir a la búsqueda de la plusmarca. Su mamá, Swati Sharma, y su hermanita, Ridhimia, se quedaron en su hogar de Estados Unidos mientras los varones iniciaron el viaje -sólo con boletos de ida- con destino a Hungría, donde la actividad, con protocolo sanitario, continuaba jugándose de manera presencial y con fuertes certámenes cada quince días. Se trataba de una carrera contra reloj para batir la marca que Karjakin había establecido hace ya 19 años. El sueño tenía una fecha límite: el próximo 5 de septiembre. Quedaban cinco meses para intentarlo.

“Había demasiada incertidumbre con el viaje. Cierre y toque de queda en Europa, períodos de cuarentena de 10 días en Hungría con la intervención del consulado húngaro. La peor parte fue el requisito de la prueba de PCR negativa para abordar el vuelo (según las aerolíneas) y hacerlo nuevamente al ingresar a un nuevo país. No había información clara disponible. Fuimos a realizar 2 pruebas de PCR en los últimos 5 días antes del viaje. Incluso después de eso, existía el riesgo de no poder ingresar. Finalmente, reservamos boletos abiertos de ida a Hungría. Ahora todo tuvo sentido” dijo Hemant Mishra.

El plan arrancó mejor que lo planificado. En los torneos Vezerkepzo, de abril y mayo, el niño norteamericano, de origen indio, consiguió, tras sobresalientes actuaciones, sumar dos normas. Sin embargo, la alegría fue sólo flor de un día y poco a poco su juego decayó y comenzó a desperdiciar oportunidades. Lo devoraba la ansiedad. Fueron necesarias otras nueve semanas para que Abhi Mishra recuperara su autoestima y su nombre flameara desde la cima de una competencia. Con 7 puntos sobre nueve posibles, cerró su actuación en Budapest y se abrazó a la gloria.

“Soy el eslabón más débil de esta cadena. He bajado más de 20 kilos en los últimos seis meses. Tal vez el récord no resulte en nada, pero creo que Abhi, a partir de ahora, tendrá la confianza necesaria para afrontar cualquier desafío de la vida. Hemos asumido los potenciales riesgos. Él tuvo que adaptarse a jugar con una máscara durante la partidas. Dios ha estado de nuestro lado”, dijo el papá, oriundo de Bhopal y empleado de una empresa norteamericana encargada en gestión de tecnología, almacenamiento y protección de datos, donde acumula cinco años sin vacaciones. Y completó: “Por causa de la pandemia, Abhi perdió muchas oportunidades de viajar y participar en el exterior. Aprovechamos este tiempo para dedicarlo al estudio (más de 35 horas semanales). Sus profesores fueron las grandes maestros indios Arun Prasad y Magesh Chandran. Aquí en Hungría trabajó junto al maestro Alexander Chernin”.

Abhimanyu Mishra, el niño récord del ajedrez

“He perdido muchas cosas en el camino de esta carrera. Ahora quiero volver de inmediato a casa, comer la comida que me hace mi madre, jugar con mis amigos y tal vez intente ser cinturón negro en algunas de las artes marciales”, aseguró el flamante gran maestro que forma parte del programa de estudios Young Stars de la Fundación de Ajedrez Kasparov.

Consultado por futuros planes, el niño, con fuerte personalidad, también se refirió a otras ambiciones: “Junto a mi hermana (ella es maestra internacional, un escalón inferior a gran maestro) vamos a crear nuestro propio club de ajedrez para promover la actividad. Nuestra misión será la de ayudar a niños y adultos a desarrollar la afición de este juego para que la gente no se vuelva más adicta a las redes sociales y videos juegos, que son uno de las grandes problemas de la actualidad”.

El pequeño Abhi descubrió el ajedrez cuando tenía 2 años y seis meses. Su papá le enseñó los movimientos, y a partir de allí el niño desplegó todo su talento. Cuando a los 6 años, en 2015, Abhi derrotó a su papá Hemant, los Mishra -que llegaron de la India a Estados Unidos en 2006- decidieron acompañar sus avances y contratarle un profesor, el indio Arun. El plan incluía varias horas de enseñanzas y la ausencia a la escuela. Daría exámenes libres cada año. En 2016, Abhi Mishra se convirtió en el experto nacional más joven del mundo con 7 años y 6 meses. Y en 2018 en el maestro nacional más precoz de Estados Unidos, con 9 años y 2 meses.

Allí, el ex campeón mundial Garry Kasparov, radicado en Nueva York y Croacia tras sus desavenencias con el ruso Vladimir Putin, posó sus ojos sobre el indio Abhi y lo sumó a su fundación. Incluso estudiaron juntos. “Posee una memoria fantástica, es excelente en el cálculo y tiene una capacidad de trabajo enorme”, fue el elogio del ex campeón mundial.

En 2019, otra vez el niño récord batió una nueva marca. A los 10 años, 9 meses y 3 días se consagró como el maestro internacional más joven del mundo, superando a otro prodigio indio, Rameshbabu Praggnanandhaa.

“¿Por qué me gusta el ajedrez? Me gusta cómo se mueven las piezas y también aplastar a mis rivales, pero sin hacerles daño realmente”, soltó el niño durante uno de sus primeros reportajes tras lograr aquella hazaña hace dos años.

Lo que siguió después fue una carrera contra el tiempo y la búsqueda de recursos para solventar los gastos. Entre inscripciones, viajes, alojamientos, entrenamientos con jugadores de élite, participaciones en torneos mundiales, campamentos de estudios, compra de libros, material informático y suscripciones, la familia gastó alrededor de 200.000 dólares en los últimos ocho años. Había un solo antecedente que los aterraba: otro prodigio indio, Dommaraju Gukesh. En 2018 había fallado por sólo 17 días en batir el récord de Karjakin.

Decidieron correr el riesgo, incluso recurrieron a la plataforma GoFundMe para recaudar dinero para solventar los gastos. Las donaciones sumaron 16.183 dólares

La historia tuvo un final feliz. Acaso, el precio de una pasión, aunque para el pequeño Abhimanyu Mishra ser gran maestro se trate de un sueño de los que no tienen precio.

Los grandes maestros más jóvenes del ajedrez desde 1950:

1950 – David Bronstein (Unión Soviética) 26 años

1952 – Tigran petrosian (Unión Soviética) 23

1955 – Boris Spassky (Unión Soviética) 18

1958 – Bobby Fischer (Estados Unidos) 15 años, 6 meses y 1 día

1991 – Judit Polgár (Hungría) 15 años, 4 meses y 28 días

1994 – Péter Lékó (Hungría) 14 años, 4 meses y 22 días

1997 – Étienne Bacrot (Francia) 14 años y 2 meses

1997 – Ruslan Ponomariov (Ucrania) 14 años y 17 días

1999 – Bu Xiangzhi (China) 13 años, 10 meses y 13 días

2002 – Sergey Karjakin (Ucrania) 12 años y 7 meses

2021 – Abhimanyu Mishra (Estados Unidos) 12 años, 4 meses y 25 días