Baistrocchi aseguró que desalojarán a los vecinos del Barrio Ferroviario en Capital

El pasado 16 de julio, LA POLÍTICA SAN JUAN, llegó hasta el Barrio Ferroviario en calle Las Heras, frente al Teatro del Bicentenario, para cubrir lo que sería un escándalo entre vecinos con mas de 50 años en el habitando en el lugar y la Municipalidad de la Capital, quienes a través de un equipo de la Policía Comunal y de Inspectores Municipales, intentaron desalojarlos.

Fue tal el revuelo que se armó, que en el lugar se hicieron presentes los abogados de las familias ferroviaras, asegurando que por ley nacional emitida en la presidencia de Carlos Menem, y con un decreto firmado por el entonces gobernador de Jorge Escobar, era documentación suficiente para justificar la posesión de los mismos.

En aquella oportunidad y tal como lo recordó nuestro medio oportunamente, una de las promesas de campaña del hoy Intendente Emilio Baistrocchi, era la de construir un polo gastronómico, para de esa forma complementar el imponente teatro del bicentenario, pero al parecer lo que no recordó el jefe comunal, es que en el lugar viven personas desde hace décadas y que al no haber consenso, esas familias se niegan hoy a abandonar sus casas, muchas de ellas heredadas por sus familiares directos.

Según comentó Emilio Baistrocchi en un programa televisivo, son 16 las familias que se encuentran en el lugar, y que hasta el momento tan solo 6 han aceptado retirarse. «Se les dará un subsidio, una solución habitacional» aseguró el titular del ejecutivo municipal.

LOS ARGUMENTOS DE BAISTROCCHI

Desde el Municipio de la Capital, aseguraron que los papeles que tienen los vecinos son obsoletos, ya que existe una resolución de la Dirección de Catastro que contradice ambos dictámenes.

Baistrocchi, aseguró que las que no se retiren «se procederá al desalojo a través de la Justicia«.

Lo llamativo y tal como lo dicen desde el palacio situado en calle Caseros e Ignacio de la Roza, la resolución de catastro que otorga a la Municipalidad de la Capital los terrenos, es irracional, ya que un ente de tercer o cuarto grado, no puede contradecir lo que firma el presidente o el gobernador.

Por ahora, los vecinos de la zona confirmaron a nuestro medio que se encuentran barajando muchas opciones, y que llegado el caso de recurrir a la justicia apelaran todo los fallos de ser necesario, incluso piensan en acudir a la Corte Suprema de Justicia de la Nación.